martes, 25 de abril de 2017

LOS ARTISTAS




Siempre he meditado mucho sobre lo difícil que es la vida de los artistas, apenas vemos lo que sale a escena, pero jamás nos imaginamos lo duro que es. Una vez pertenecí al coro de la Universidad de la tercera edad y a veces ensayábamos durante meses una canción, cuya duración al presentarla duraba apenas unos minutos.

Pienso en el stress que deben sentir cuando van a presentar un gran espectáculo, solo de pensar si se enferman el día antes, o el mismo día.

En el caso de los actores me imagino que difícil debe ser realizar una escena de besos con alguien que padece halitosis (mal aliento) o tener que repetir una escena de sexo una y otra vez.

Debe ser causa de mucha ansiedad, en el caso de los cantantes, cuando tienen dificultades con su manager, muchas veces se hunden en el anonimato, y no sé cómo se mantienen  económica y emocionalmente, todo el tiempo en que permanecen  fuera del  escenario, es indudable que muchos caen en depresión y en vicios, como por ejemplo el alcohol.

En otro orden, quizás mostrándome algo ignorante en la materia, pienso que un porcentaje alto de los actores cuando ejecutan algunas escenas, llevan las emociones más allá de la simple actuación, de no ser así no se formaran tantas parejas luego de compartir los papeles asignados.

Pienso también que sus organismos son afectados por las emociones, que estas dejan sus huellas: la ira, el dolor y la pena expresadas por un personaje, si en algunas ocasiones no  son trabajadas por un profesional de la conducta, pueden afectar de manera permanente su personalidad.


He sabido de actores que para desprenderse de un personaje han tenido que someterse a largas sesiones de terapia…Muy dura la vida de ellos.

No hay comentarios: