viernes, 7 de octubre de 2011

EXPERIENCIA OCEAN BLUE



No es bueno decir de esta agua no beberé, pero si estoy totalmente convencida de algo, y es que la próxima vez que decidamos vacacionar, no aceptaremos que ninguna persona con aire de vendedor de planes vacacionales se nos acerque, ni a mi ,ni a mi marido…podría correr la sangre.

El fin de semana pasado, del 23 al 25 del mes en curso, nos fuimos para Bávaro con todos los gastos incluidos, teniendo la suerte de que nos tocara conocer el Ocean Blue Resort...Increible hotel.

Desde nuestra llegada, fuimos abordados por unos promotores de planes vacacionales de la cadena hotelera H10.

Desafiaron nuestra inteligencia vendiéndonos la idea de que nos iban a dar un tour por las instalaciones y que nos iban a obsequiar regalos equivalentes a 50 dólares.

En lugar de esto, fuimos trasladados de nuestra habitación al lobby del hotel, una distancia extremadamente corta, a renglón seguida, empezaron a agobiarnos con el plan de forma tan insistente, que hubo momentos en que sentimos que nos estaban acorralando.

Para poder salir airosos de la situación, mi marido tuvo que hablarles en un tono poco amable, ya que ante todo les habíamos explicado que somos socios de una tour operadora, quien se encarga de nuestros planes vacacionales.

Como la situación no terminó como se esperaba, finalmente nos llevaron donde una recepcionista, quien de mala gana procedió a regalarnos dos ridículos estuches plásticos para celulares, lo grande del caso es que mi marido creyó que era un plan mío para escribir un articulo…Ojalá que esta política de venta sea revisada.

No hay comentarios: