jueves, 7 de marzo de 2013

EL CHISME Y SU PODER PARALIZANTE



Algunas veces afirmo que tengo gran capacidad para manejarme con  personas chismosas, creo que he sobrevivido algunas de ellas de una manera tan magistral,que es posible que pueda impartir clases en una maestría sobre “Manejo del chisme, en los ambientes laboral y  barrial.”

Conozco una persona que desde que amanece , esta con el ceño fruncido hablando de una situación ocurrida hace un montón de años, pero que su cerebro parece que tiene una tecla  llamada “refresh”, la cual permite que siempre  repita lo que dice de las mismas personas, se inventa cada cosa, es increíble.
No puedo dar muchos detalles, ya que muchas personas me leen a diario y podrían identificarla, cosa que podría traerme problemas porque  ella es  muy chula conmigo.
Cuando se muda una persona en el barrio, ya esta mujer conoce la vida de ella, y si por alguna razón sabe algo negativo, lo pregona a los cuatro vientos.
Por más que he intentado, nunca he podido hacer  que ella entienda que no somos dueños de la vida de las otras personas.
Me gustaría poderle decir que el chisme actúa en el cerebro paralizando la capacidad de crear, que es  como  cuando  al chavo del ocho le daba la “chiripiorca”, que las personas chismosas se quedan varadas en el tiempo como  la famosa canción que dice: “Penelope con su bolso de piel marron”…Realmente el chisme embrutece.

No hay comentarios: