jueves, 18 de enero de 2018

PREMIO POST MORTEN


Hace unos  días, se murió la hermana de una persona muy especial para mí, y de cuya familia, ya me siento parte. Son humildes y muy unidos, es como si todos formaran una unidad, cualquier persona que tenga el privilegio de entrar a ese hogar, puede sentirse sumamente agradecido de estar vivo.

Cuando entré a la funeraria, contrario  a otras ocasiones, en vez de sentir angustia, me invadió una gran serenidad, por ver como todos, empezando por esa viejita linda, madre de la difunta, aceptó la voluntad divina, se podía decir que el ambiente estaba rodeado de una aureola de bendiciones.

Al acercarme al féretro, llamó poderosamente mi atención la nariz tan perfilada, que tenía la difunta, y procedí a comentarlo con una hermana a quien aprecio mucho. 

Lean lo que sucedió:

Ella se acercó a otras hermanas, y comentándoles lo que yo dije, me contó que la muerta, nunca  había aceptado la nariz que tenía, se podría afirmar que vivió inconforme con la misma.

Mi pensamiento, un poco más tarde fue, que como se supone que hay otra vida que papá Dios tiene designada para nosotros, como ella fue un ser humano lindo y bueno, él quiso recompensar en la otra vida, la inconformidad que ella vivió en esta…Dios, que sea acogida por ti, en un lugar, rodeado de muchas personas bellas, que se maravillen al ver su nariz perfecta.





No hay comentarios: