miércoles, 19 de octubre de 2022

PERSONAS CLARAS

 


No voy a referirme a nada relacionado con el color de la piel, ni mucho menos a una de las partes del huevo.

El tema a tratar, es esa capacidad tan especial, que es característica de las personas transparentes, la cual se manifiesta porque son capaces de preferir la muerte antes de verse envuelto en el mundo de la mentira.

Siempre recuerdo que mi difunta madre decía lo siguiente: “Donde se mató el puerco, ahí mismo se desuella”, queriendo decir con esto, que justo en el momento oportuno, debían quedar aclaradas las cosas.

Nunca la oí decir mentiras, aunque es casi normal, en los seres humanos, en algún momento de su existencia verse obligado a disfrazar alguna verdad, lo que en el fondo es igual a mentir, sea en menor o mayor grado.

Quizás por la forma en que esa súper mujer me crio, me encanta decir las cosas tal y como son, sin adornos, claro que con el paso de los años, he aprendido a dosificar, debido a que no todos los momentos son propicios para desnudar la verdad, siempre es bueno buscar la ocasión oportuna.

Finalmente, verse involucrado en la mentira, por tener miedo a hablar claro, es una especie de sentencia de muerte, pues cuando se comprueba que hemos mentido, jamás vuelven a confiar en nosotros. La verdad es una sola y no se olvida.

 

 

 

 

 


No hay comentarios:

LA NECESIDAD TIENE CARA DE HEREJE

  LA NECESIDAD TIENE CARA DE HEREJE 22-11-22   Siempre escuchaba a mi difunta madre repetir, en algunas ocasiones, el siguiente refrán: “La ...