jueves, 5 de diciembre de 2019


UNA DIABLILLA AL CONTROL


Siempre fijo mi atención en el tema de los valores familiares. Aprendí, en un programa de televisión que últimamente estoy viendo, que los padres debemos recuperar la crianza de nuestros hijos, que el 90% de las cosas, los niños las aprenden en el hogar, y mientras cursan el kínder garden.

A esto le agrego que cuando los padres no se ponen de acuerdo, los niños toman el control, y de qué manera.

El tema viene a mi mente debido a que hace unos  días acudí a un lugar a realizarme una resonancia magnética, como tuve que esperar durante mucho rato, mi atención se centró en una pareja que estaba lidiando con una niñita, cuya edad oscilaba entre los cuatro  y cinco años.

El lugar estaba repleto de gente y no hubo rincones que la niña dejara de recorrer, como si estuviera en un campo abierto.

El padre estaba totalmente fuera de control, hablándole a la niña como si fuera a tragársela viva; la madre, con una actitud como si le hubieran sacado el aire. Yo, observando el cuadro, histérica interiormente, y con unas ganas de coger las cabezas  de la pareja y chocárselas, y a la vez, dando gracias a Dios por no ser la abuela de esa niñita engreída.

El ridículo padre hasta le señaló a la pequeña diablilla unas áreas específicas, bajo la amenaza de que si la chiquita violaba esos límites, le arrancaría la cabeza. Obvio que el pequeño demonio rompió lo establecido cuantas veces le dio la gana.

¿Saben por qué suceden esas cosas?...Porque los padres son disfuncionales, no se ponen de acuerdo, y captando esa debilidad, entonces es la niña quien toma el control de la situación…Pobre de ellos cuando el calendario los azote, mientras la niña se convierte, primero en adolescente, luego en mujer.



No hay comentarios:

¿NO COGES PRESION DE NADIE? ...TE FELICITO!!

  Oí a una persona contarle a otra, que una vez necesitó los servicios de un compañero de trabajo de menor jerarquía que ella, acordaron una...