jueves, 7 de abril de 2016


POBRES POBRES

Una vez un profesor muy querido por mí, a pesar de que en algunas ocasiones tuvimos diferencias de criterios, fue diagnosticado con leucemia.

Se esparció el rumor por toda la universidad, se pensó que era su final y todos sus alumnos estábamos consternados.

Una amiga y yo fuimos a verlo y durante mucho rato permanecimos junto a él mientras nos narraba lo acontecido.

Luego de hablar de lo costoso de su tratamiento se quedó pensativo y dijo: ´´Chicas yo no tengo un problema de salud, tengo un problema económico.´´

Desde ese día a cada momento la vida me lleva a repetir esa afirmación, ya que la situación que vivimos día a día los dominicanos asalariados, especialmente lo que venimos más abajo del subterráneo es insostenible.

Aún en nuestro país hay estudios que supuestamente los seguros médicos cubren,pero cuando tenemos que pagar las diferencias el caso es dramático…Generalmente no tenemos un problema de salud, tenemos un problema económico.

No hay comentarios: