miércoles, 5 de enero de 2011


COSAS INCREIBLES

Durante el proceso de formación de nuestros hijos ,las telenovelas estaban totalmente prohibidas en nuestra casa , sólo si era escondido, el servicio doméstico las veía.

Ya los hijos son adultos y de pronto nos hemos visto envueltos en el seguimiento de algunas cuya calidad es incuestionable, es así como mi esposo y yo le hemos dado seguimiento, por ejemplo a: Chica da Silva, doña Bella en sus dos versiones, El clon en versión original, Sin senos no hay paraíso, El cartel de los sapos y Las Muñecas de la mafia, siendo mis preferidas las colombianas.

Últimamente me he sentido con licencia para verlas, utilizando la excusa de que tengo que escribir artículos para mi blog.

Anoche mientras compartíamos con el padrino de mi hijo y su esposa, se tocó el tema de Las Muñecas de la Mafia, mi compadre reaccionó como un chiquillo y me dijo que él la veía, asombrada ya que tanto él como mi esposo son personas con una gran cultura, le pregunté que como era posible y me dio de manera detallada los nombres de los principales personajes.

A partir de ese momento mi compadre cada cierto tiempo miraba el reloj y a las 8 y 30PM. dijo que tenían que irse para que no se les pasara la novela.

Cuando mi marido y yo estábamos acostados viendo la mencionada novela, al rato llamo mi compadre y copien la conversación:

-Comadre, se me pasó el tiroteo
Como vivo en un barrio medio revoltoso, asustada pregunte:
-compadre cual tiroteo, tuvo problemas cuando se iba?
-No, comadre, en la novela, vimos un muerto y no sabemos cómo fue

Aguantando la risa como si ambos fuéramos dos comadres de las que viven en los patios, le narré todo lo ocurrido, haciendo gran esfuerzo para contener la risa.

1 comentario:

Saray Acosta dijo...

No he podido contener la risa por la jocosidad del momento del compadre jajajajaja