martes, 11 de noviembre de 2008

LA IMPORTANCIA DE APRENDER A RECLAMAR

En días pasados me vi en la obligación de tener que

Extirparme un quiste en el área comprendida entre la mama y la axila del lado derecho.

Me di cuenta de la existencia del mismo un sábado y el lunes siguiente acudí donde la dermatóloga, ella me informo que era algo sencillo que era una especie de bolita de grasa y me refirió a un cirujano.

Ese mismo día fui donde ella me mando y el doctor me puso fecha de cirugía para el viernes siguiente.

Yo tenia mis análisis que recién me los había hecho de manera rutinaria, pero él en ningún momento me los indico, ni me pregunto por ejemplo si yo era diabética.

El proceso quirúrgico en si transcurrió bien, el problema fue el proceso post operatorio, le pregunte si no me iba a indicar antibióticos y me dijo que no era necesario.

Hay muchos detalles que voy a obviar y que hablan de la poca profesionalidad del medico,

pero les diré que a causa de la falta de seguimiento adecuado

la herida se infecto, tuve que acudir nueva vez a la Dermatóloga y ya se podrán imaginar lo costoso del tratamiento.

Naturalmente que no dejé la situación así y luego de recuperarme redacté una carta con todas las inconformidades que sentía y se la hice llegar al medico, supervisando que realmente la recibiera. Esto pudo haberse evitado si yo hubiese tomado las siguientes precauciones:

- Discutir con el medico todo el procedimiento, especialmente lo referente al seguro, pues el cobraba por leer los análisis.

- Preguntar porque me iba a someter a ese proceso sin previo análisis.

- No tener miedo de reclamar, la condición de asegurados nos intimida, en mi caso me cobraron una diferencia mínima por sala de recuperación y no reclame estando conciente de que mi proceso fue ambulatorio.

- Reclamar cualquier diferencia por insignificante que sea.

- Ir al seguro y tener por escrito todo a lo que tienes derecho.

- Debemos recordar que el seguro medico no es gratis, pues nosotros lo pagamos y difícilmente sabremos el monto reportado por el medico.

1 comentario:

Dario Alexander dijo...

Muy cierto su post. debemos educar a a las personas sobre que medidas de seguridad deben tener cuando visitan un medico. La mayoría creen que el medico es Dios y que ni siquiera se le puede discutir. Yo soy de los que no voy a todos los médicos solo asisto a uno el cual cumpla algunas características que exijo.

SUERTE DE CHAPEADORAS

Definitivamente, solo hay que estar vivos para que nuestros oídos se mantengan ejercitados, aunque digamos que no vamos a prestar atenci...