viernes, 26 de junio de 2009

LEYENDA DEL NEGRO QUE SE CREYO BLANCO
























El 25/06/2009 será una fecha recordada por el mundo entero, la prensa se hizo eco , primero en horas de la mañana de la muerte de la exquisita y fina, Farah Fawcett, y después, ya entrada la noche, del ídolo mundial Michael Jackson, blanco o negro, equivocado o no, con su autoestima tan baja, como grande fue su fama, pero hay que admitir que nunca pasó desapercibido, fue y será una leyenda.

Siempre admiré su talento, pero igual fui cruda al criticar esa forma tan desesperada con la que se ¨deshizo¨ a toda costa de su color negro.

Las personas que siguen mi trabajo saben que escribí varias veces sobre él y sus problemas. Estaba segura de que que no iba a tener una larga vida, porque la naturaleza cobra con creces cuando le violan sus leyes.

Seguimos a veces a los ídolos, pasando por alto todas las cosas negativas que tienen, que de ser analizadas a profundidad los convertirían en seres de barro.

Me queda una inquietud que talvez pueda ser satisfecha en los próximos días, me gustaría saber si el era pedófilo o pederasta, o una combinación de ambos, pues hace un tiempo quedó bien clara su predilección hacia los niños. A continuación el siguiente párrafo para refrescar estos conceptos:

¨La pedofilia es la atracción sexual que una persona adulta siente hacia niños o adolescentes, es sólo eso, atracción, los pedófilos no pasan a la acción. Sí lo hacen los pederastas. Es la acción que conlleva a la práctica sexual con un menor que implica un abuso por parte del adulto. Es decir entonces, que un pedófilo sería una persona que se siente atraído por los niños y un pederasta es alguien que comete un delito sexual o un abuso con un niño. Se concluye entonces que todos los pederastas son pedófilos pero no todos los pedófilos son pederastas. La diferencia consiste en el acto. El pederasta es la persona que traspasa la fina línea de observar, masturbarse y recrearse con los videos y fotos de menores y lo traslada a un plano físico¨.

Se ha considerado a la pedofilia como una forma de homosexualidad. La psicología del siglo XX ha desterrado ese mito ya que la pedofilia es también heterosexual.¨ Fuente:argijokin.blogcindario.com/.

Finalmente, lo más triste del caso es, que a pesar de tantos esfuerzos murió siendo negro, igualito que como nació.

No hay comentarios:

CUANDO LA MEMORIA NOS TRAICIONA

A todos en algún momento nuestra memoria nos ha jugado una mala pasada, y posiblemente una de la más difícil de enfrentar, es cuando ...