martes, 27 de enero de 2009

EL ES GAY ...... Y TU QUE ?

Es costumbre en este país cuando por los barrios populares hace su recorrido un homosexual que la mayoría de las personas de burlen e inclusive tienden a faltarle al respeto diciéndole en voz alta expresiones tales como: pájaro, loca,etc.

Siempre me he preguntado porqué, quiénes somos nosotros para inmiscuirnos en la preferencia sexual del otro si no nos afecta directamente.

No entiendo porque pensamos que sólo merecen respeto los heterosexuales si no tenemos la capacidad de poder ver dentro de las personas y saber la forma que tienen sus sentimientos.

No pretendo ni aliarme, ni justificar la homosexualidad, simplemente entiendo que cada uno es dueño de su preferencia siempre y cuando no viole las normas de decencia y buen comportamiento para poder vivir en sociedad.

A final de cuenta lo importante es el ser humano que respeta y se respeta, que crece, que entiende que cada día hay una oportunidad para desarrollarse, que está consciente de que su preferencia sexual no lo hace inferior al resto de los mortales.

Ese personaje que hace su recorrido por nuestras calles vestido de mujer tiene sus valores porque ha tenido la valentía de aceptarse,…mientras que se puede dar el caso de que haya muchos señores revestidos de mucha decencia y decoro con una conducta privada mas indecorosa y pervertida que el anterior, pero como se maneja con discreción nadie lo sabe y talvéz esto puede hacer que esa persona sea más peligrosa, porque el que deambula por las calles y se muestra tal cual es nos da la oportunidad de saber de que debemos cuidarnos y que cosas de él nos pueden perjudicar.

1 comentario:

Conectora dijo...

Creo que con la homosexualidad y el lesbianismo hay mucha hipocresía en nuestro país, me parece que hay mucho de homosexualidad reprimida en quienes se burlan.
Hay que percartarse de que el mundo ha cambiado y que inclusive gustele o no a uno los matrimonios entre gente del mismo sexo son una normalidad en muchos países.

LO QUE EL COVID SE LLEVÓ

        El título me trae a la memoria una película viejísima, pero   a pesar de gustarme mucho el cine, esta vez, ese no es el tema. Ha...